Lo que será, bueno será

En los negocios, las ventas, en particular, pueden ser bastante difíciles.

Dicho esto, tenga en cuenta lo siguiente:

En medio de lo que podría parecer como el fracaso, mantener la fe en el éxito, es algo que vale la pena. Cuando grite por dentro y llore lágrimas visibles e invisibles provocadas por la frustración, recuerde- usted puede tener éxito a través de los desafíos que usted enfrenta.

Cuando sus objetivos parecen arremolinarse fuera de alcance, desorientándolo y llenándolo de pensamientos de desesperanza, sepa que esto también es pasajero.

Adelántese en su mente. Vaya a un tiempo mejor, al tiempo más feliz. ¡Lo logrará! ¡Llegará! Su mente es la clave, es la depositaria de lo que puede ser. Las cosas mejorán si usted trabaja para mejorarlas. Ninguna circunstancia es tan difícil de manejar que no se puede estar en ella por la victoria. ¡Recuérdelo!

Nosotros elegimos la forma en la que percibimos, en base a lo que creemos. Piense buenos pensamientos. Póngalos en buenas acciones. Las buenas acciones conducen a buenos resultados. Los buenos resultados nos devuelven a nuestro lugar de origen: a un lugar de salud, felicidad y éxito. Construimos esa casa. Podemos alcanzar nuestras metas. Podemos librarnos de los desafíos que enfrentamos. Podemos ser el héroe de nuestra propia historia y permanecer firmes en contra de los momentos de desafío que enfrentamos. Sí podemos. ¡Sí se puede!

El sol siempre brilla en alguna parte. Podemos encontrar ese sol, aunque la lluvia puede hacer que nuestras vidas se sientan deshechas. Recuerde, sin embargo, que no estamos solos. Hay familiares, amigos y compañeros de trabajo que nos ayuden a llegar a ese lugar de origen, una casa de salud y felicidad.

Intente esto cuando las cosas estén mal, aunque algunos pueden pensar que usted un loco. Alégrese y regocíjese de los desafíos que enfrenta. Dígase a sí mismo, ” Tú puedes hacer esto, as.” A continuación, vaya hacia adelante sonriendo cuando otros lloran, levántese cuando sienta ganas de darse por vencido. Párese derecho cuando se quiera agachar o tumbarse en el suelo. Sea poderoso cuando se sienta débil, y el universo vendrá en su ayuda. ¡Y así será!

Lo que será, bueno será. Manténgalo en mente. No se pierda en el caos o el miedo, en cambio, ordene sus pensamientos para conseguir la victoria. Recuerde, lo que será, será bueno.

Image courtesy of [Gualberto107] / FreeDigitalPhotos.net

*Nota del autor: Es posible que vea aparecer esta columna en un periódico bajo el nombre “Both Sides”. Estoy publicando ésta columna primero aquí en CYInterview.com. He estado escribiendo columnas en periódicos desde hace varios años. Ya que mis columnas han sido bien recibidas en CYInterview.com, pensé en compartirlo con ustedes. Espero lo disfruten. Me pueden enviar sus preguntas y comentarios a [email protected] ¿Les gustó la columna de hoy? Regresen a ver qué más tenemos con frecuencia.